¡Hola perronautas!

Desde la semana pasada hemos pasado de un frio polar a la llegada de la lluvia en Córdoba. Además hay muchos cambios de temperatura durante el día. Tanto nosotros como nuestros perros sufrimos por igual el cambio climático. Por ello, hoy os traigo unos PerriConsejos para estar todos preparados ante la lluvia y el frío.

Mis tips para combatir la lluvia, el barro, la suciedad y el frío en nuestras mascotas.

1. Protege a tu mascota de la lluvia con un chubasquero. Si no hace demasiado frío, no es necesario que lleven un abrigo gordo, con un impermeable básico es suficiente.

2. Si fuera llueve demasiado, espera a que escampe. No importa que el suelo esté mojado pero si dejamos a nuestra mascota empaparse lo más normal es que se enfríe y se ponga enfermo. Incluso puede llegar a coger hongos en zonas como las almohadillas de sus patas.

Una vez que deje de llover, sal y disfruta con tu perrete. A Tinto, por ejemplo, le encanta jugar entre las hojas mojadas.

3. Al volver a casa, limpia muy muy bien a tu mascota. Esto es lo más importante. . Comprueba que entre sus patitas no quedan restos de barro. Revisa sus orejas y limpia cualquier resto de suciedad.

Hace algunos meses os enseñamos como limpiamos nosotros los ojos y dientes, podéis leer AQUI el post. Para las patas, nosotros usamos toallitas especiales para ellos. Usamos varias marcas, nuestras favoritas son las toallitas de Inodorina de Aloe vera y las de Stangest para las zonas de alrededor de los ojos y orejas.

4. Cuando hayas eliminado toda la suciedad, seca a tu mascota. Usa toallas y, si es necesario, el secador.

5. Cuando empiece a llegar el frío, usa abrigos o jerséis. Dentro de casa tenemos calefacción y al salir a fuera el cambio de temperatura es grande. Para evitar males mayores, usa algún abriguito.

Si tu perro es como Tinto, muy juguetón, de no parar quieto, enseguida entrará en calor y si lo ves necesario puedes quitarle el abrigo después de un rato de carrera en la calle.

6. Aunque no haga calor, lleva siempre agua contigo. Pueden sentirse fatigados por el cambio de temperatura y necesitarán agua para reponerse.

7. Usa una cama de invierno. En invierno, las camas con un colchón de pelito son la mejor opción para mantener calentitas a nuestras mascotas. Ellos no se tapan como nosotros y estas camas tipo borriguito hacen la labor de nórdico perfecta.

8. No olvides tener sus vacunas al día. Con el frío es mas fácil que enfermen, por ello, tener sus vacunas al día puede evitarnos muchos malos ratos.

9. Alimenta bien a tu mascota. Con el frío y la lluvia, las defensas de nuestras mascotas pueden estar más bajas, por ello es bueno que vigiles su alimentación. Puedes combinar su pienso habitual con alimento húmedo o deshidratado. Si es necesario y tu veterinario te lo recomienda dale complementos alimenticios.

10. Aprovecha las horas de sol para dar largos paseos. No sólo será bueno para tu mascota, también para ti. El deporte es muy bueno para ambos y genera un vinculo muy estrecho entre vosotros.

¡Ah! Y no te olvides de premiar de vez en cuando a tu perrete. Con los snacks de premio puedes motivar a tu mascota cuando no quiere salir. Yo lo hago con Pepa 🙂 Es una señoritilla que no le gusta la lluvia ni el frío y con sus chuches sale encantada.

Y vosotros, ¿ como combatís el frío y la lluvia?

Feliz fin de semana

Celia